La mejor cámara de video no es la de tu Smartphone ni la de tu Réflex, ¿quieres saber por qué? Hoy te contamos.

Tan sólo al leer el título del artículo seguramente ya te estás preguntando, ¿en estos días, hay razones para comprar una cámara de video? ¿Si ya poseo un Smartphone que graba en alta resolución, edita y tiene decenas de funciones y filtros, es realmente necesario? La respuesta que te daré es: sí.

La industria del video en los dispositivos móviles está en cambio constante, pero las videocámaras siguen haciendo cosas extremadamente bien que no han sido replicadas en equipos como Tablets o celulares inteligentes. El debate acerca de qué productos registran la mejor calidad de video es muy controversial, y hay muchas personas que, en busca de un equipo con calidad superior, han abandonado las videocámaras para pasar a las de fotografía, que también graban video.

Las llamadas Réflex digitales son capaces de grabar excelente video, especialmente con un buen lente. Pero la mayoría también tienen terribles problemas de obturación, que pueden hacer grabaciones con paneos que lucen terribles cuando las descargas para ver como quedaron. Además, se ha encontrado que con la luz adecuada, las cámaras de video son capaces de obtener imágenes más nítidas que las de fotografía.

RAZONES PARA COMPRAR LA MEJOR CÁMARA DE VIDEO

  1. En lo que respecta al precio, si estás gastando menos de cinco mil pesos en una cámara de video, la calidad que se obtiene en la imagen por lo general no es tan diferente a la que obtendrías con una cámara digital de precio similar. Sin embargo, la ventaja de comprar un producto que está específicamente orientado a video es que incluyen más opciones de grabación, y proporcionan el software de edición de video más profesional, con herramientas que pueden ayudarte a subir tus clips a sitios sociales como Facebook y YouTube.
  2. Las videocámaras de consumo no pueden grabar un audio perfectamente nítido, pero los micrófonos incorporados en la mayoría de los modelos son mucho mejores que los que puedes encontrar en equipos de fotografía digital o Smartphones. Casi en todas las cámaras de video tradicionales se incluyen micrófonos estéreo integrados, que son lo suficientemente buenos para la grabación de todos los días, pero hay algunos que van más allá mediante la inclusión del canal 5.1 Dolby Digital. En comparación con los diminutos micrófonos monoaurales de la mayoría de los teléfonos celulares o cámaras digitales, la diferencia es notable.
  3. Pero no sólo son mejores los micrófonos incorporados en las cámaras de video, sino que las características de audio a menudo son también superiores. Hay muchas videocámaras que ofrecen conectores externos de micrófono, controles de nivel de audio y pantallas, así como funciones como cortar el viento o un zoom de micrófono. Tú decides si deseas esas herramientas, o te quedas con tu Smartphone.
  4. La mayoría de videocámaras vienen con una pequeña cantidad de memoria interna pero también cuentan con una ranura para tarjetas de memoria que se puede utilizar para almacenar el contenido. Cuando se trabaja con grandes cantidades de video de alta definición, la necesidad de la memoria interna se hace más evidente.

Míralo de esta manera: si estás grabando un montón de películas caseras,con una videocámara tendrás la facilidad de intercambiar rápidamente una tarjeta, mientras que en un teléfono inteligente esto será más complicado, y llenas su capacidad con pocos minutos en 4K.

Perderte un momento ideal puede ser muy agobiante, así que decide con qué te quedas. Ahora que ya conociste algunos detalles de las videocámaras, ¿aún crees que es una mala elección comprar una?