San Cristóbal de Las Casas, Chiapas.- Manuel Martínez Jiménez, presidente municipal de Zinacantán, afirmó que a través de una asamblea de madres y padres de familia se decidió substituir a once docentes de la institución, debido a que apoyan el paro magisterial que se dio a mediados del mes de mayo pasado.

“Los once maestros faltaron toda la semana pasada por temor a los mismos maestros que trataron de poner retenes en San Cristóbal de Las Casas, pero por esop es que dejaron de dar clases y eso no les pareció a los padres de familia por lo que decidieron que las autoridades educativas los relevaran”, acotó.

Señalo que por usos y costumbres se realizó una asamblea de padres de familia los que decidieron pedir el apoyo de las autoridades educativas para poner a otros docentes en su lugar.

“En la asamblea decidieron destituir de su cargo a los docentes debido a que, tras el inicio del ciclo escolar el pasado 22 de agosto, estos maestros abandonaron las aulas por amenazas de los maestros de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE)”, acotó.

Explicó que 11 maestros son substituidos y aun se analiza la estancia de dos maestros de educación física y de dos intendentes, los cuales se espera que recapaciten su intervención en el paro magisterial.

Afirmó que los padres de familia con el respaldo de las autoridades de la comunidad, podrían resguardar la integridad de los docentes que decidan en los próximos días estar impartiendo clases.

“Padres de familia decidieron solicitar la intervención del gobierno municipal, estatal y federal, para que se sigan dando clases en la zona y por eso hacemos un llamado a la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación para que no perjudiquen a sus compañeros, porque aunque se solucione este conflicto magisterial en los próximos días, quienes estaban adscritos en esta escuela por decisión de los padres de familia no podrán regresar por los usos y costumbres que tenemos”, añadió.

Por último mencionó que esperan que los maestros disidentes recapaciten sobre el daño que están causando al supera clases, en distintas zonas del estado.

“Vamos los padres y madres de familia resguardar la integridad física de todos los maestros que quieran seguir con las labores normales” concluyó.