Un misil ruso impactó este lunes en un “concurrido” centro comercial de Kremenchuk, en el centro de Ucrania, causando muertos y heridos, indicaron las autoridades locales, que añadieron que el número de víctimas podría ser muy elevado. 

Según Kyrylo Tymoshenko, vicejefe de la Administración Presidencial ucraniana, al menos dos personas murieron y 20 resultaron heridas, nueve de ellas, de gravedad. “Las operaciones de rescate continúan”, indicó en Telegram.

“El tiro del misil contra Kremenchuk alcanzó un lugar muy frecuentado que no guardaba relación alguna con las hostilidades”, indicó Vitali Maletsky, alcalde de esa ciudad, que tenía 220 mil habitantes antes de la guerra.

“Hay muertos y heridos. Más tarde tendremos más detalles”, añadió.

El gobernador regional, Dmytro Lunin, denunció un “crimen de guerra” y un “crimen contra la humanidad”, así como un “acto de terror no disimulado y cínico contra la población civil”.

Bomberos reaccionaron para apagar el incendio

Los bomberos se apresuraron a apagar el gran incendio en un centro comercial en la ciudad de Kremenchuk, en el centro de Ucrania.

El ataque provocó un gran incendio y envió humo oscuro hacia el cielo, según mostraron imágenes distribuidas por el presidente Volodímir Zelenski. Dijo que más de mil personas estaban en el centro comercial en el momento del ataque.

Bomberos y soldados estaban sacando pedazos de metal destrozados mientras buscaban sobrevivientes.

Kremenchuk, una ciudad industrial de 217 mil habitantes antes de la invasión rusa de Ucrania el 24 de febrero, se encuentra en el río Dnipro, en la región de Poltava, y es el sitio de la refinería de petróleo más grande de Ucrania.

No hubo comentarios inmediatos de Rusia, que niega haber atacado deliberadamente a civiles.

(Con información de UnoTV)