Alberto Ferrall

Tuxtla Gutiérrez.- Por no respetar la distancia, el conductor de un auto particular, se fue a estampar en la parte trasera de una camioneta, arrojando daños materiales,   valuados en miles de pesos.

Los hechos se registraron en el bulevar   Belisario Domínguez,     cuando la unidad marca Nissan tipo Sentra,   de color gris,   modelo 2014,   con laminillas de circulación DRZ-9278,     conducido por Fabián Santos Trinidad, de 33 años   de edad,   circulaba al parecer rumbo al oriente de esta capital.

Al   llegar   a la altura de un negocio de pizzas, no guardó la distancia y se arremetió de manera   brutal en la parte   trasera de la   camioneta   marca Nissan, modelo 2009, con placas de circulación DB-73-894, conducida por   Raúl Cundapi Jiménez, de 53 años   de edad, que   supuestamente disminuyó la velocidad de forma repentina.

Fue tan fuerte el impacto, que el vehículo compacto sufrió grandes daños materiales en la parte frontal.

Ambas unidades involucradas quedaron a disposición de los agentes de Tránsito Municipal para determinar la responsabilidad.